Great words.. piece of mind.

I think of life as a wonderful play that I’ve written for myself, my purpose is to have the utmost fun playing my part.

Shirley MacLaine

IMG_20190119_054733_701

Felipe Calderon, pruebas de corrupción en Pemex

IMG_20190213_113857_792

Con informacion De “EL PAIS”.

El nombre de Felipe Calderón, el presidente mexicano entre 2006 y 2012, figura en el expediente que instruyó el poderoso juez Sergio Moro en la operación Lava Jato. La justicia brasileña investiga si dos directivos de una filial de Odebrecht conspiraron para que el expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva intercediera ante Calderón para beneficiar la inversión brasileña en México, de acuerdo con una investigación de Mexicanos unidos contra la corrupción, una organización que investiga acusaciones contra políticos y empresarios.

37 palabras han puesto en aprietos al expresidente Felipe Calderón.

El nombre del mandatario figura en un correo que Roberto Prisco Ramos, director de Braskem, envió a otro ejecutivo de la filial de petroquímica de Odebrecht. La empresa necesitaba 66.000 barriles diarios de gas etano para suministrar a una planta de polietileno que se construiría en Coatzacoalcos, al sur del estado de Veracruz.

Para conseguir ventas por 2.000 millones de dólares anuales, los ejecutivos necesitaban que Pemex les dejara el gas a un precio preferencial. El correo del 8 de diciembre de 2009 que Prisco Ramos destina a Alexandro Alencar, director de relaciones institucionales, dice lo siguiente:

Querido tricolor:

Necesito tu ayuda con respecto a este tema:

Hacer un esfuerzo para que LILS acepte una invitación especial de Calderón de ir a México a principios de febrero.

Cuando puedas, me llamas, para hablar al respecto.

Abrazo,

R.

El 23 de febrero de 2010, 75 días después del correo entre Prisco y Alencar, se dio la reunión entre Calderón y Lula da Silva. El encuentro se celebró en Quintana Roo. Los presidentes emitieron un comunicado conjunto en el que celebraban la inversión de 2.500 millones de dólares que hacía Braskem y la mexicana IDESA en la construcción del complejo Etileno XXI que hoy opera en Veracruz fabricando polietileno. Esta se convirtió en la mayor inyección de recursos en el sector petroquímico mexicano en 30 años.

– A partir de 2010 Pemex frenó tres proyectos de infraestructura propios para no competir con la inversión realizada por Odebrecht. –

Calderón envió una carta a Mexicanos unidos por la corrupción para hacer frente a las acusaciones. El expresidente dijo que las reuniones con el presidente de Brasil o con los inversionistas “en ningún caso… implicaron acuerdos al margen de la ley o que les confiriesen ventajas indebidas”. “La sola insinuación de soborno hubiera sido absolutamente inaceptable”, se defendió el expresidente. INFORMACION DE “EL PAIS”,

Edicion

Tulum, Qroo. Febrero 13, 2019